Castigando el infortunio – Exámenes

exámenes test um

Llevo demasiado tiempo sin pasarme por aquí, pero por desgracia tengo demasiados exámenes durante esta convocatoria de Junio. Y en torno a los exámenes el otro día estuve hablando con un compañero acerca de los mismos y me apetecía aprovechar el blog para contar un poco de lo que estuvimos hablando.

El otro día charlaba con este compañero acerca de lo injusto que resulta en la Univ. de Murcia en la Licenciatura de Medicina el hecho de que cuando suspendes, no te presentas… a un examen en la primera convocatoria la cual suele ser un examen tipo test, la segunda convocatoria y las siguientes pasan a ser un examen escrito de desarrollo (en casi todas las asignaturas).

Obviamente es mucho más complejo abordar un examen de desarrollo donde sólo tienes un enunciado y tienes que ser capaz de desarrollar lo que te piden frente a un tipo test donde “si te suenan” los conceptos al releerlos en el examen puedes ser capaz de aprobar con mucha más facilidad. Además de ello, en el desarrollo suelen ser bastante duros corrigiendo pues les estás explicando, de alguna manera, aquello en lo cual la persona que te está corrigiendo el examen es experta, mientras que un tipo test es A, B, C, D o E y quien corrige es una máquina que te da un cálculo numérico de la nota que mereces, aunque quizás no tengas ni idea de la asignatura y te hayas limitado a mirar los tests de los últimos años que han sido repetidos en tu convocatoria.

Ambos coincidíamos en que el adoptado en demasiados Departamentos es un sistema injusto y que castiga a las personas con dificultades. Se supone que si un alumno tiene dificultad con una asignatura se le debería tender la mano… O, como mínimo, darle un trato igualitario al de sus compañeros. No creo que castigarle con un examen escrito sea la solución. Y más aún cuando algunas asignaturas se convierten en auténticos tratados donde el catedrático de turno vomita todos sus conceptos sin miramientos… Conceptos que luego, de cara al MIR, acaban recogidos los más importantes en 50 o 100 páginas, mientras que durante la carrera son 300 o 400 páginas (cuando no más).

Me cuesta creer que una persona que tiene que repetir alguna asignatura en Medicina sea por vagueza… Me creo mucho más fácilmente que sea porque esa asignatura le cueste, porque tenga que compatibilizar sus estudios con un trabajo, por problemas de salud suyos o de su entorno… Y que encima tenga que hacer frente a exámenes más difíciles….

Deja un comentario